El vuelo

Filosofía
Autor/es
(Pintor, escultor)
José Lamiel (Calanda, Teruel, 29 de enero de 1924), es un artista prolífico en varios campos. Fue pensionado por la Diputación Provincial de Teruel realizando los estudios de Bellas Artes en la Academia de San Fernando, en Madrid. En 1960 se traslada contratado oficialmente para realizar su arte en Colombia, concretamente escultura religiosa. Estuvo trabajando en América durante seis años, llegándole encargos desde Estados Unidos para presentar exposiciones. En los años 70 del pasado siglo XX, regresa a España, se instala en Madrid, y desde entonces ha realizado mucha obra y exposiciones por todo el país. En su tierra, Aragón, ha teniddo entre 1995 y el 2000 cinco importantes exposiciones. Entre los numerosos premios que posee, tiene en su haber la Gran Cruz de San Jorge, concedida por la Diputación Provincial de Teruel, el 23 de abril de 1989.
Emplazamiento
Avd. Clavé 37-45 edificio
Periodo
[1937-1975] Periodo Franquista
Materiales
escultura en bronce y base de piedra
Dimensiones
82cm la figura 60 x 42 la base
Cronología
1975
Promotor
Lavadías constructores S. A.
Propietario
Urbanización
Inscripciones
Lamiel. Aneel fundidor. Madrid

En el verano del año 1975, recién regresado Lamiel de Colombia donde había realizado escultura religiosa, le llamó el constructor aragonés Lavadías, quien le encargó la realización de tres esculturas decorativas para embellecer el patio de una nueva urbanización que se acababa de construir en la Avd. Clavé 37-45. El artista tuvo toda la libertad para escoger los motivos que quisiera, y optó por hacer esculturas sobre niños, sin duda uno de sus temas preferidos, y por los que es más conocido. La realización de las tres esculturas, dos en bronce y una en piedra y su colocación en lugares estratégicos del patio, no tardaría más de cinco meses, y como le gustó tanto las esculturas al constructor, le encargó a Lamiel que realizará también el cartel de la entrada a la urbanización en bronce. En el año 2000, las esculturas se encontraban en muy mal estado de conservación, por el paso del tiempo y por los actos vandálicos de los que no respetan el arte. Fue el también escultor y amigo de Lamiel Paco Rallo, quien en este año limpió y restaurar las esculturas para que recuperasen el brillo y la importancia originales.

A la entrada de la urbanización, localizamos la figura de una niña realizada en bronce. La figura aparece arrodillada en actitud orante con una paloma entre sus manos, y con la mirada perdida, como si no estuviera viendo a la paloma sino lo que ella significa. El tema de los niños en la obra de Lamiel es recurrente e interesante, tanto en la obra escultórica como en la plástica, y se conjuga muy bien con ese toque "melancólico", que siempre ha buscado. Tanto en escultura como en pintura este artista demuestra una técnica muy cuidadosa, aunque sus obras puedan llamar la atención por su aparente sencillez, e incluso con algún toque naïf o primitivista, quizás producto de su larga estancia en Colombia, posiblemente seducido por las experiencias vividas con los indios americanos, y con atribución en desarrollos populares o próximos a ellos, niños, monjes, toreros...etc
Clave Iconografía Clave Materiales Clave Temática
Infancia Animales
Piedra Metal
Filosofía
Autor de la Ficha
José Antonio VAL LISA
Bibliografía

De DIEGO, Gonzalo (Comisario) José Lamiel, Zaragoza, Museo e Instituto de Humanidades Camón Aznar, 1996 (cat. exp. 4/03/- 3/04/96)