Noticias

RSS PodcastSin entrar en la Web del Ayuntamiento conozca las últimas noticias, elaboradas por la Dirección de Comunicación

La Casa de las Culturas celebra 20 años convertida en referente para la acogida e integración de las personas migrantes

21/03/2018.

En el año 2000 vivían en Zaragoza 6.812 personas nacidas fuera de nuestro país. Actualmente hay 64.000 de origen extranjero que suponen el 9,63% de la población total

Este recurso municipal trabaja desde su inicio a través de la atención y el asesoramiento jurídico y social; la sensibilización y la participación

La Casa de las Culturas y la Solidaridad cumple hoy 20 años, dos décadas de trabajo que han convertido a este recurso municipal en la referencia para la acogida e integración de la población migrante que llega a nuestra ciudad. Entidades, técnicos municipales y responsables políticos que han tenido relación con la Casa han celebrado hoy este aniversario, que se ha enmarcado en las actividades de la Semana contra el racismo y la xenofobia que lleva a cabo el Ayuntamiento de Zaragoza.

El alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve, ha dedicado unas palabras de agradecimiento a todas las personas que han hecho posible este proyecto a su juicio clave "para vertebrar la convivencia intercultural en la capital aragonesa". El primer edil ha descrito Zaragoza como "un espacio de encrucijada, cruce de caminos e intercambio de culturas, una ciudad acogedora que se ha hecho a sí misma desde el respeto y la hospitalidad".

La consejera de Derechos Sociales, Luisa Broto, ha explicado que este servicio municipal, que trabaja como un centro social, tiene como objetivo facilitar la inclusión y la participación en la ciudad de Zaragoza, prestando especial atención a la población de origen extranjero y a las minorías étnicas. Además, ha recordado que la Casa abre sus puertas a la totalidad de la población zaragozana con diferentes actividades de sensibilización, que ayudan a la comprensión de la realidad migratoria y la diversidad.

Según ha incidido Broto, "la apuesta por la interculturalidad responde a la voluntad de articular respuestas relacionadas con los derechos económicos, cívico-sociales y culturales de las minorías, pero también por apostar por el desarrollo de la comunidad y la cohesión social como elementos clave para garantizar la convivencia y el desarrollo exitoso de nuestra ciudad".

Los asistentes al acto han visionado un documental de la fotógrafa María Torres Solanot, donde se ha dado voz a más de 40 entidades que han pasado por la Casa de las Culturas durante estos últimos 20 años.

La participación de las entidades sociales, motor de la Casa de las Culturas

El Ayuntamiento de Zaragoza inauguró el 21 de marzo de 1998 la Casa de las Culturas y de la Solidaridad, dependiente del Servicio de Acción Social, que en aquel momento tenía como responsable a la concejala Verónica Lope. Diferentes agentes del tejido social fueron quienes empezaron a imaginar un lugar donde confluyeran administraciones, entidades sociales y la propia población inmigrante. Desde el inicio, las asociaciones que trabajan por la integración han tenido un papel protagonista.

La Casa de las Culturas y de la Solidaridad se creó con un modelo de gestión compartida, mediante la Junta General en la que están representadas las asociaciones de inmigrantes, de gitanos y entidades sociales y la Junta Gestora en la que también participan los técnicos del Ayuntamiento y del Gobierno de Aragón. Trabaja desde su inicio a través de la atención y el asesoramiento jurídico y social; la sensibilización y la participación. También es la sede del Servicio de asistencia y orientación jurídica al inmigrante.

En el año 2000 vivían en Zaragoza 6.812 personas nacidas fuera de nuestro país, hoy en día hay 64.000 de origen extranjero que supone el 9,63% de la población total. La llegada de estas personas fue rápida y supuso una adaptación de los recursos y de los trabajadores. En 2006, el Ayuntamiento, con el empuje de Carmen Gallego, entonces concejala de Acción Social, aprobó el Plan Municipal de Integración Social y Convivencia Intercultural. Se trató de una medida innovadora porque incorporó el concepto de interculturalidad.

En los últimos años el Ayuntamiento sigue trabajando para que Zaragoza sea un ejemplo de convivencia. Desde 2015 se ha reivindicado el papel municipal en la acogida de las personas demandantes de protección internacional. Actualmente el Consistorio está elaborando un nuevo Plan para la interculturalidad, que se ratificó en el Pleno por unanimidad y que se espera aprobar a lo largo de este año.

Se calcula que más de 20.000 personas han disfrutado de los cursos de español, 21.500 han recibido asesoría jurídica y más de 60.000 han asistido a actividades realizadas en la Casa en estos 20 años. Además, ha servido de gran impulso para la promoción del asociacionismo y la participación. Si durante los primeros años de funcionamiento la Casa contaba con 45 Asociaciones de Inmigrantes, Asociaciones Gitanas y Entidades, hoy conforman la Junta más de 200.