Noticias

RSS PodcastSin entrar en la Web del Ayuntamiento conozca las últimas noticias, elaboradas por la Dirección de Comunicación

La dura realidad angoleña vista por dos jóvenes zaragozanas se muestra en la Casa de las Culturas

17/01/2018.

Sandra Lario y Ana Baquerizo exponen el trabajo periodístico fruto de dos meses de difícil estancia en Luanda

La exposición 'Realidades de Angola: Crónicas de Luanda, la ciudad más cara del mundo' se inaugurará mañana jueves en la Casa de las Culturas a las siete de la tarde con la presencia de las autoras y la fotodocumentalista María T. Solanot. El trabajo periodístico, fruto de dos meses de inmersión en esa ciudad, permanecerá expuesto hasta el 2 de febrero (de lunes a viernes en horario de 9 a 21 horas).

Este es el primer proyecto independiente de Sandra Lario (autora de las fotos) y Ana Baquerizo (autora de los textos explicativos), quienes acabaron sus estudios de Periodismo en 2015 en la Universidad de Zaragoza.

Angola es un país difícil para ejercer el periodismo por las trabas de las embajadas para emitir visados -incluso para los turistas- y los vetos a quienes informan de la situación de desigualdad social, corrupción y despotismo del único partido que ha gobernado y gobierna Angola. Por eso, este proyecto es el reto de dos periodistas jóvenes que, sin experiencia previa en trabajos similares y con independencia, buscan dar a conocer las distintas realidades de uno de los países más ricos, influyentes y opacos de África en un momento histórico: las elecciones de 2017, en las que el presidente dos Santos, en el poder desde hace 38 años años, deja su cargo.

Compuesta por 45 fotografías y 18 textos explicativos, la exposición también tiene como propósito dar voz a la gente corriente que cuentan sus historias y vivencias sin olvidarnos de los miedos e incertidumbres que despiertan en el momento político histórico que se acaba de vivir en Angola. Creemos que es importante entender la singularidad de los países africanos, que normalmente se tratan como un todo, como si África fuese un solo país.

La falta de libertades en Angola hizo que las periodistas Sandra Lario y Ana Baquerizo fueran intimidadas durante el desarrollo de este proyecto.