Noticias

RSS PodcastSin entrar en la Web del Ayuntamiento conozca las últimas noticias, elaboradas por la Dirección de Comunicación

Programación cultural, actividades formativas y adaptación de la señalética, medidas para difundir y promover el aragonés en Zaragoza

08/11/2017.

El consejero Fernando Rivarés y la concejal de CHA, Leticia Crespo han presentado este miércoles el plan de trabajo para el aragonés, que coordinará la Ofizina municipal de la Lengua Aragonesa

Zaragoza cuenta ya con un plan de trabajo para impulsar el aragonés en la ciudad. El consejero de Economía y Cultura, Fernando Rivarés y la concejal del grupo municipal de CHA, Leticia Crespo lo han presentado hoy en rueda de prensa, en la que han explicado que este plan constituye 'un compromiso con una parte muy importante de nuestro patrimonio cultural como es la lengua aragonesa'.

Con la puesta en marcha de esta iniciativa el Ayuntamiento de Zaragoza busca promover que la ciudadanía conozca y valore este patrimonio pero también que pueda utilizarlo. Actualmente nuestra ciudad cuenta con más de 7.000 hablantes del aragonés de los 25.000 que hay en la comunidad, según datos del Instituto Aragonés de Estadística. El 42% tienen menos de 45 años, con un reparto muy parecido entre hombres y mujeres, y en su mayoría con estudios medios o superiores.

El plan de trabajo presentado hoy contempla dos grandes líneas de actuación: una dirigida hacia los vecinos y vecinas y otra interna, de trabajo dentro de la propia institución municipal. De cara a la ciudadanía, se va a trabajar en acciones de sensibilización que permitan no sólo salvaguardar el aragonés sino también divulgar su importancia histórica y contribuir a que se valore tanto la lengua como la cultura aragonesa como un patrimonio propio.

Dentro de esta estrategia se está trabajando ya en el diseño de una programación tradicional en aragonés para esta Navidad y para fiestas locales. Además se va a promover un Día de la Lengua Aragonesa, se fomentarán grupos estables de relación en torno al aragones en los distritos y se desarrollará un programa intergeneracional sobre la realidad lingüistica que muestre la rica herencia que nos ha dejado el aragonés.

Enseñanza y uso del aragonés en diferentes ámbitos.-

Otra línea prioritaria de actuación será la enseñanza, la promoción y el estudio. En este sentido, esta misma semana ha comenzado el primer curso de iniciación a la lengua y la cultura aragonesa en cuatro centros cívicos, en el que se han inscrito cerca de 350 personas. Es el primer paso de una futura escuela municipal para enseñar aragonés, entendida como una estructura y no tanto como un espacio físico.

De cara a 2018 se planificarán también actividades para niños y niñas y se trabajará en un convenio de colaboración con la dirección general de Política Lingüística del Gobierno de Aragón para desarrollar actuaciones conjuntamente.

El plan de trabajo para impulsar el aragonés también busca fomentar la creación de producciones culturales en esta lengua y favorecer el acceso a ellas de la ciudadanía. Además se promoverán estudios relacionados con este patrimonio y se trabajará en la recuperación etnográfica de creaciones musicales.

Por último, el tercer eje del plan busca impulsar el uso del aragonés en diferentes ámbitos y visibilizar su existencia sin entrar en conflicto o competición con el castellano. En este sentido, el Ayuntamiento de Zaragoza ha incorporado ya el aragonés a algunas de sus campañas de comunicación, como la del Comercio de Proximidad o el programa de las Fiestas del Pilar.

Además en estos momentos se está trabajando en la doble rotulación de 16 calles ubicadas en la margen izquierda y cuyos nombres responden a puntos de la geografía aragonesa (valle de Oza, San Juan de la Peña, Almadieros del Roncal, Cañón de Añisclo...). El plan estratégico prevé avanzar en la renovación de la señalética mediante la creación de un protocolo para la incorporación del aragonés y plantea además el uso de la toponimia urbana en aragonés propia de Zaragoza.

Además, en colaboración con el Patronato de Educación y Bibliotecas, se ampliarán los recursos sobre lengua aragonesa, se trabajará con los comerciantes para que puedan incorporar su uso en los nombres de los establecimientos y en sus servicios, y desde el Ayuntamiento se prestará un servicio de información y asesoramiento.

También está previsto incluir el curso de iniciación al aragonés en el próximo plan anual de formación municipal y comenzar a trabajar en el diseño del plan de introducción de esta lengua en las cartas de servicios del Ayuntamiento.