Salud Pública

Seguridad Alimentaria >> Inspecciones sanitarias de establecimientos alimentarios

Expedientes de Licencia de Apertura

Se realizan inspecciones de establecimientos de alimentación, bien durante la tramitación de los expedientes, o bien posteriormente a la concesión de la Licencia de Apertura, para comprobar que los establecimientos se ajustan a la normativa sanitaria vigente; en caso contrario se pide la corrección de las deficiencias.

Establecimientos temporales o ambulantes

Se realizan inspecciones de establecimientos de alimentación temporales para actos ocasionales ( fiestas patronales, mercadillos, festivales, etc) en la ciudad de Zaragoza ( incluyendo barrios rurales).

Control de establecimientos de temporada

Se realizan inspecciones de establecimientos de alimentación de temporada que abren un periodo inferior a seis meses a lo largo del año. Entre estos destacan las piscinas de verano ( sean municipales o privadas) , los kioskos y establecimientos similares de verano, colonias de verano, etc. Se hace especial hincapié en las piscinas municipales al ser una concesión del propio Ayuntamiento, con una finalidad de disfrute público e intentando ofrecer calidad en los servicios para el ciudadano.

Informes técnicos requeridos por otros servicios municipales.

Se realizan inspecciones de establecimientos con actividad de alimentación de titularidad municipal. Dado que estos edificios tienen como finalidad el servicio al ciudadano, se realizan estas inspecciones e informes para adecuar dichos establecimientos a la normativa vigente en materia de Seguridad Alimentaria .

Entre estas instalaciones podemos destacar : piscinas, pabellones deportivos, centros cívicos, campos de fútbol, etc.

Denuncias de ciudadanos

A partir de las denuncias recibidas en este IMSP en materia de Higiene de los alimentos se realizan inspecciones de los establecimientos para valoración del alcance de los hechos denunciados y tomar las medidas oportunas ( requerimiento de subsanación de las deficiencias, declaración de no aptitud para el consumo de alimentos, e incluso suspensión cautelar de la actividad en caso de graves deficiencias).

Estas denuncias se pueden remitir de forma escrita o telemática a este IMSP.

La información obtenida en las inspecciones, sirve también para tener una idea actualizada del tipo de establecimientos que existen en la ciudad y de los alimentos que pueden suponer más riesgos, bien por su origen, por su manipulación o por su novedad en cuanto a su presencia en el mercado ( nuevos alimentos o alimentos exóticos) y actuar si es necesario.