Organización Municipal

MOCIÓN QUE PRESENTA EL GRUPO MUNICIPAL EL GRUPO MUNICIPAL SOCIALISTA EN EL PLENO MUNICIPAL DE 30.09.2016

Ver moción en formato pdf

La forma de gestión de los servicios públicos municipales forma parte del debate político en el conjunto de las administraciones públicas en España siendo una cuestión política de trascendencia la elección de unas u otras fórmulas, atendiendo a la diferente naturaleza de los servicios. Se trata, por consiguiente, de un debate necesario de cara a lograr el que ha de ser el objetivo último que cualquier administración debe plantearse al respecto: la prestación de servicios de la mayor calidad, con niveles de efìciencia económica adecuados y transparencia. Por ello debe rechazarse cualquier posición apriorística que dé por sentado que, con carácter general, una u otra fórmula de gestión sea más adecuada. Es preciso por tanto, atender en caso a la naturaleza del servicio a prestar, valorando en cada caso las posibilidades que dispone la propia administración de prestar por sus propios medios un determinado servicio o las posibles ventajas que pueda aportar contar con una fórmula de participación privada, así como afianzar los mecanismos de control y de calidad por parte de la Administración para evitar cualquier situación de abuso o deficiencia en la prestación de los servicios.

Para ello, el Ayuntamiento de Zaragoza cuenta con el foro adecuado y oportuno para abordar, caso por caso, las fórmulas de gestión que garanticen un mejor y más provechoso desempeño de esos servicios públicos. Así, el artículo 133 del Reglamento Orgánico Municipal, prevé la existencia de una Comisión Especial de carácter Permanente de Vigilancia de la Contratación a la que confiere amplias competencias en relación a la aplicación efectiva de los principios de publicidad, libre concurrencia, objetividad, transparencia y efìcacia en la contratación pública. Ya el Pleno del Ayuntamiento de Zaragoza acordó por unanimidad y a propuesta del Partido Popular que se regulase el funcionamiento de esta comisión. También en esa moción, por amplia mayoría (19 votos a favor y 11 en contra) proceder a suprimir el Observatorio de la Contratación, órgano consultivo sin competencias defìnidas y cuyo objeto se solaparía con la citada Comisión de Vigilancia de la Contratación, la cual sí dispone de atribuciones políticas concretas. Incomprensiblemente, el Gobierno de la ciudad, no ha procedido a dar cumplimiento a ninguna de las dos resoluciones, ni tan siquiera a aquella aprobada por unanimidad.

Por ello, resulta urgente proceder a dar cumplimiento de manera inmediata a esa moción, en sus propios términos, suprimiendo el Observatorio de la Contratación y procediendo a constituir y regular la Comisión Especial de Vigilancia de la Contratación incorporando entre las funciones de ésta el constituirse en órgano competente para abordar y dictaminar sobre cualquier proceso de internalización o externalización de los Servicios Públicos, pudiendo requerir en su caso, los dictámenes, informes o cualquier otro tipo de información necesaria para adoptar la decisión más pertinente.

Por último, es preciso que cualquier decisión acerca posibles procesos de municipalización se someta a una serie de principios básicos que, en cualquier caso, deben ser respetados. En primer lugar, debe quedar acreditado que la calidad del servicio prestado se mantenga o suponga en términos objetivos una mejora de la misma. En segundo lugar, que no suponga un incremento de los costes derivados de la prestación del servicio a medio plazo. Y finalmente, consideramos fundamental que cualquier proceso de esta nattxaleza no suponga de forma directa o indirecta un acceso al empleo público (directamente o a través de sociedades enteramente públicas) que no respete los principios básicos de igualdad, mérito, capacidad y libre concurrencia, garantizando que cualquier puesto de trabajo derivado de la prestación de un servicio público de forma directa por la administración se cubre a través de procedimientos de selección de personal respetuosos con dichos principios.

Por todo ello, el Grupo Municipal Socialista, somete a la consideración del Pleno del Ayuntamiento de Zaragoza,la siguiente

MOCION

  1. Instar al Gobierno de la Ciudad a dar cumplimiento, en el plazo de un mes improrrogable, a la moción de 28 de enero de 2016 procediendo a constituir y regular la Comisión Especial de Vigilancia de la contratación y suprimiendo el Observatorio de la Contratación, prevista en el Reglamento Orgánico Municipal.
  2. Acordar que cualquier cuestión relacionada con la forma de gestión de los servicios públicos, /Ít s€ trate de procedimientos de externalización o de internalización, sea abordada en el seno de Comisión Especial de Vigilancia de la Contratación.
  3. En particular, la Comisión elaborará y aprobará un dictamen para su aprobación posterior en pleno un informe, en el plazo de 6 meses desde su constitución, en el que se aborde la situación en la que se encuentran los diferentes servicios externalizados actualmente, así como las condiciones objetivas en las que se pueda abordar cualquier proceso de internalización.
  4. Establecer como principios básicos ante cualquier proceso de internalización los siguientes:
    • a. Mantenimiento de los estándares de calidad en la prestación de los servicios.
    • b. Mantenimiento a medio y largo plazo dela estabilidad económica en la prestación de los servicios.
    • c. Garantía de cualquier empleo derivado de la prestación de servicios públicos de forma directa por parte de la Administración deberá ser cubierto mediante procesos de selección de personal respetuoso con los principios constitucionales de igualdad, mérito y capacidad, así como de libre concurrencia.

Fdo: Carlos Pérez Anadón