Organización Municipal

MOCIÓN QUE PRESENTA EL GRUPO MUNICIPAL PARTIDO POPULAR EN EL PLENO MUNICIPAL DE 29.04.2016

Ver moción en formato pdf

En numerosas ocasiones los grupos hemos debatido internamente acerca de la nula oportunidad de presentar iniciativas que nada tienen que ver con la gestión de la Ciudad y que quitan tiempo de las cuestiones más esenciales, o de la pertinencia de dedicar parte de nuestro trabajo a cuestiones que nada tienen que ver con nuestro día a día y que son por tanto improductivas.

Sin embargo, el Gobierno de la ciudad persiste en dirigir el debate político por esas vías, probablemente con el fin de que no se hable de su peculiar forma de gestionar, muy alejada de lo que ellos creen que son y de lo que ellos creen que representan, sin ninguna autocrítica y plagada de autocomplacencia.

De hecho, esas poses ideológicas son una de las principales enseñas de los autoproclamados "Ayuntamientos del cambio", Zaragoza no es ajena a esa nueva moda, y desde el primer día el Gobierno del Alcalde Santisteve se entregó a ello y puso todos sus esfuerzos en demostrar que no iba a quedarse atrás respecto a sus colegas "en común" en su mayor afán: la política entendida como espectáculo.

La política del gesto, el guiño ideológico y la lejanía de la realidad ha provocado la perversión de los símbolos de todos, cuya representación fundamental se produce en la "ideologización" del mismísimo balcón principal del edificio del Ayuntamiento en la plaza del Pilar.

Un espacio al que se accede desde el mismo salón de plenos, donde se sienta la representación de la totalidad de los zaragozanos, 31 concejales con sus distintos puntos de vista, adscripción a grupos políticos, modelos de ciudad e ideologías.

Por tanto, utilizar ese espacio según la ocurrencia con la que se levante ese día el Alcalde o cualquiera de los miembros de su "equipo", es un ejercicio de intolerancia que puede parecer nimio, por su insignificancia práctica, pero que al estar lleno de contenido ideológico, pretende la apropiación ilegítima de ese espacio y el enfrentamiento con aquellos que podrían no compartir su decisión.

Patrimonializar el asta, su uso espurio, la colocación de unas banderas u otras sin concertarlo con quienes representan la voluntad del conjunto de los ciudadanos y sin haber sido siquiera debatido previamente, supone una degradación de los emblemas de todos que justifica, que tras un año haciéndolo a pesar de las reiteradas reconvenciones del resto de grupos políticos, y con el objetivo de evitar que tal usurpación se siga reproduciendo tres años más, se presente la siguiente moción:

MOCiÓN

El Pleno del Ayuntamiento de Zaragoza lamenta la "política espectáculo" del Gobierno de la Ciudad y la instrumentalización política e ideológica del balcón principal del Ayuntamiento en la plaza del Pilar e insta al Alcalde de la Ciudad y a su Gobierno a no utilizarlo en función de sus intereses partidistas, sometiendo a criterio del conjunto de la Corporación, representada en la Junta de Portavoces, cualquier pretensión de utilizar los edificios o espacios municipales para exhibir símbolos distintos a los recogidos por la normativa vigente.

Fdo: Jorge Azcón Navarro