Parque Grande José Antonio Labordeta

Aranzazu Peyrotau

Popularmente conocido como el Parque Grande, el Parque José Antonio Labordeta fue inaugurado oficialmente en 1929 por Miguel Primo de Rivera. En sus 27 Ha, además de 22 esculturas, encontrarás una zona de pinares, grandes avenidas incluso asfaltadas, fuentes, terrazas, pistas de petanca y de patinaje, ¡y mucho más!

 

El Puente de los Cantautores, su entrada principal, te llevará a través de la Avenida de San Sebastián con sus jardines y sus fuentes, inspiradas en el Palacio de Versalles, hasta las escalinatas y cascadas del Cabezo de Buenavista, desde lo alto, además de ver la estatua de Alfonso I el Batallador, podrás hacer una de las mejores fotografías panorámicas del parque.

En el Quiosco-Bar El Botánico de la entrada del parque puedes alquilar sus originales bicicletas ¡y subirte al tren Chuchú!

El Quiosco de la Música, es otro de los lugares de visita obligada para fotografiar y uno de los mejores ejemplos del modernismo zaragozano. ¿Sabías que fue diseñado con motivo de la Exposición Hispano Francesa, celebrada en Zaragoza en 1908, para conmemorar el centenario de Los Sitios?

Dentro del parque se encuentran los viveros municipales y el Jardín Botánico, con especies de todo el mundo pero también con raíces aragonesas. No te puedes perder el estanque de los patos, donde además encontrarás ocas y cisnes; darles de comer es un buen plan para hacer con los más pequeños.

Un auténtico placer es pasear por la avenida de los Bearneses, en honor a los numerosos comerciantes originarios de Bearn instalados en la capital aragonesa desde la Edad Media, y de la Acequia de las Abdulas que discurre paralelamente a la avenida. Y también, disfrutar de un ambiente animado enlos alrededores del Rincón de Goya, con grupos de amigos con una guitarra, jugando a fútbol o tumbados sobre el césped.

El parque, es un lugar magnífico para pasear, hacer deporte: running, bici, patines, o practicar la modalidad deportiva de Street Workout en la zona acondicionada para ello, … y disfrutar de los rincones y terrazas, de las esculturas, de las fuentes y de los jardines. ¿Sabías que hay un laberinto y dos casas típicas del Pirineo y Albarracín? ¡Anímate a descubrirlo!

ZGZ te quiere. ¿Te podemos ayudar?