Abrir el detalle de: false
false
08 febrero 2024

El Gobierno de Zaragoza impulsa las reformas integrales de las calles Matadero y Gil Morlanes, en San José, por 2,4 millones de euros

Con estos dos últimos proyectos, el Ayuntamiento de Zaragoza renovará en 2024 dos avenidas y cinco viales por más de 13,5 millones de euros, a las que se sumará la calle Escuelas que empezará a final de año, y otras 4 grandes reformas en las que ya trabajan los técnicos de Infraestructuras

El Gobierno de Zaragoza impulsa sendos proyectos de reformas integrales de las calles Matadero y Gil Morlanes en el Distrito de San José por más de 2,4 millones de euros en conjunto. Así lo ha anunciado esta mañana la alcaldesa de Zaragoza, Natalia Chueca, en la visita que ha realizado al barrio para conocer las calles que serán renovadas y en la que ha estado acompañada por el consejero de Urbanismo e Infraestructuras, Víctor Serrano, y los técnicos municipales del Servicio de Nuevas Actuaciones en Viarios.
En la misma línea, Chueca ha recordado que este 2024 ya se han lanzado 7 proyectos de reforma integral de calles en la ciudad que se ejecutarán a lo largo del año con una inversión global de 13,5 millones de euros. En concreto, ha desgranado la alcaldesa, se creará en nuevo vial de conexión de Gómez Laguna; se emprenderán las segundas fases de las avenidas de Navarra y de Cataluña; y se reformarán las calles Manifestación, Belchite, Gil Morlanes y Matadero. A esto debe sumarse las obras de la calle Escuelas, que está en fase de redacción y se ejecutará a final de año, y otros 4 proyectos que están elaborándose en estos momentos por los técnicos de Infraestructuras: calle Oeste, calle Ibón de Astún, calle Utrillas y el Coso, con ejecución posterior.


CALLE MATADERO
En este sentido, el Gobierno de Zaragoza ha aprobado someter a información pública el proyecto de obras de remodelación de la calle Matadero, cuyo presupuesto total asciende a 1.822.950,62 euros, IVA incluido, y cuenta con un plazo de ejecución de 8 meses. Esta calle, de 200 metros de longitud y 9,5 metros de ancho, une dos arterias importantes del barrio de San José: la calle de Miguel Servet y la avenida de San José, además de tener una intensa vida comercial.
El objetivo de las obras es transformar los 3.860 m² de calle, que incluyen la superficie de plaza situada entre las calles de Monasterio de Poblet y de Monasterio de Samos, para hacerla más inclusiva, accesible y segura. Para ello se unificará el aspecto de un vial que tiene tres zonas diferenciadas y en la actualidad varía su tipología y estética según el tramo. De esta manera, se conseguirá un aspecto visual uniforme de continuidad, adaptándose a las circunstancias y medidas de cada zona: Tramo Miguel Servet - Monasterio de Poblet; Tramo Monasterio de Poblet -Monasterio de Samos; y Tramo Monasterio de Samos - San José.
Para favorecer la accesibilidad y estancia peatonal en la calle Matadero se elevará la calzada a la cota de la acera, de forma que se creará una plataforma única, entre las calles Monasterio de Poblet y Monasterio de Samos; se ampliarán las aceras y se pavimentará totalmente la calle, distinguiendo el pavimento de la zona destinada al peatón del espacio reservado para la circulación de vehículos y colocando baldosa podotáctil de advertencia en el límite entre la banda de circulación de vehículos y las bandas peatonales.
También se plantea una calzada de un sólo carril de circulación, con una anchura del mismo de 3,5 metros y eliminando las plazas de estacionamiento existentes entre las calles Miguel Servet y Monasterio de Samos para ganar espacio para el peatón.
Para pacificar el tráfico, se limitará la velocidad a 20 km/h en la zona donde se eleva la calzada a cota de acera. También se proyectan pasos de peatones, de acuerdo a las indicaciones del Servicio de Movilidad Urbana, con los correspondientes rebajes de bordillo y baldosa podotáctil. 
En la zona de la plaza, donde se pierde contacto con la fachada, se proyecta la colocación de baldosa direccional uniendo todos los pasos de peatones hasta la fachada. Se creará una zona estancial más grande con arbolado, zona ajardinada de césped y plantas vivaces. Se mejorará el arbolado, permitiendo el itinerario peatonal accesible, en el lateral norte, zona más soleada, entre las calles Miguel Servet y Monasterio de Poblet. En lo referente al arbolado, el proyecto de la calle Matadero contempla 8 unidades de Acer Campestre Ginnala, 1 unidad de Cercis Siliquastrum (árbol del amor), 1 unidad de Celtis Australis, y dos jardineras, una con plantación de plantas vivaces y otra con césped. A lo que se sumará el mobiliario público pertinente, que incluirá papeleras, bancos y sillas, una fuente para beber y aparcabicis.
En cuanto a la instalación de alumbrado público la solución adoptada para la calle Matadero y el entorno de la laza ha sido la implantación de columnas de 7 metros altura en acero inoxidable. Las luminarias serán con tecnología led por su mayor eficiencia lumínica y energética.
Asimismo, se provechará para la renovación de las tuberías del ciclo integral del agua. Esto supone, en la red de abastecimiento de agua, el cambio de las actuales y viejas líneas de fibrocemento por conductos de fundición dúctil de mayor diámetro, así como la renovación de las tomas de agua, las válvulas, los desagües y las bocas de riego. Mientras, en lo referente a la red de saneamiento, será necesario renovar toda la instalación, dado el mal estado de la misma, con una compleja actuación técnica.


CALLE GIL MORLANES
Del mismo modo, el Gobierno de Zaragoza ha aprobado el proyecto de obras de renovación integral de la calle Gil Morlanes, que supondrá una inversión de 563.151,74 € (IVA incluido), redactado por la Oficina Técnica de Viario Público, y tiene un plazo de ejecución de 6 meses. Todo ello supondrá actuar en 1.430 metros cuadrados. Se trata de una vía de 182 metros de longitud, con una anchura media de 8 metros y unas aceras muy estrechas, que en algunos puntos tienen menos de un metro, y un pavimento muy degradado.
La obra servirá para renovar también la red de abastecimiento de agua, que es muy antigua y que, actualmente, en caso de rotura puntual de la tubería, al no existir una red mallada y existir ausencia de valvulería, provoca el corte de todo el suministro de la calle.
Dentro de la zona de actuación se actuará sobre las jardineras existentes en la plazoleta en la intersección de las calles Gil Morlanes y Puente Virrey, existiendo una arqueta de riego, la cual se repondrá
La disposición en planta corresponde a una calzada de sentido único con anchura constante de 3,5 metros, sin zona de aparcamiento. Se han considerado las actuales recomendaciones de anchuras mínimas, pasos de peatones, radios de giro, badenes, etc.
Con esta obra se mejorará el espacio público y se conectará con toda la zona renovada que, precisamente, se ha recepcionado hace un mes. Se trata de la urbanización del área de intervención U-16-2, entre las calles Escultor Moreto, Camino Puente Virrey, avenida Tenor Fleta, José Galiay y Nobleza, que ha sido ejecutada por la empresa que ha promovido el desarrollo de ese ámbito residencial y que ha culminado en las últimas semanas.