Participar y Colaborar

Consejos Sectoriales

Relación

El Ayuntamiento de Zaragoza tiene aprobados formalmente mediante acuerdo de creación del Pleno Municipal un total de 11 Consejos Sectoriales.

De ellos, en relación a su actividad a lo largo del año 2017, hay 7 activos y 4 inactivos

Consejos Sectoriales Activos Consejos Sectoriales Inactivos

¿Qué son?

Los Consejos Sectoriales son órganos de participación, información, control y asesoramiento, de naturaleza consultiva en el ámbito municipal. Su finalidad y objetivos es la de facilitar la participación de los ciudadanos y canalizar la información de las entidades asociativas en los asuntos municipales.

Con la aprobación del Reglamento de Órganos Territoriales y de Participación Ciudadana el 28 de julio de 2005 (BOP nº 288 de 17 de diciembre de 2005, entrada en vigor 5 de enero de 2006), los Consejos Sectoriales deben funcionar de forma coordinada y bajo la dependencia del Consejo de la Ciudad, en aras de una mayor eficacia y eficiencia en beneficio del ciudadano.

Creación

El acuerdo de creación de cada Consejo será adoptado por el Pleno Municipal previo informe del Área o Áreas competentes y del Consejo de la Ciudad, en razón al Consejo que se constituya y dictamen de la Delegación de Participación Ciudadana. Este acuerdo contendrá necesariamente el nombre del Consejo, sus componentes designados y, excepcionalmente, la aprobación de su normativa de funcionamiento si fuese necesaria. Sus acuerdos tendrán el carácter de informe o petición y no serán vinculantes para los órganos de Gobierno Municipal, debiendo contar con el visto bueno del Consejo de la Ciudad.

Funciones

  • Presentar iniciativas, sugerencias y propuestas para ser debatidas en los Órganos Municipales correspondientes.
  • Proponer conjuntamente soluciones a problemas del sector de actividad a que se refiere el Consejo.
  • Colaborar en los estudios y elaboración de programas, proyectos y disposiciones generales del sector.
  • Informar al Ayuntamiento a requerimiento de éste.
  • Coordinarse con el Consejo de la Ciudad en todo cuanto afecte a ambos órganos de participación, evitando duplicidades y procurando en todo momento una colaboración máxima en función de los intereses del Ayuntamiento de Zaragoza.