Noticias

RSS PodcastSin entrar en la Web del Ayuntamiento conozca las últimas noticias, elaboradas por la Dirección de Comunicación

El Ayuntamiento firma un convenio con Urbaser y UTE Ebro para la instalación del digestor URBABIO, de mayor eficiencia energética

26/07/2018.

 El alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve y los representantes de UTE Ebro y Urbaser han firmado un convenio para aplicar los avances en I+ D de los últimos años a los sistemas de gestión de residuos


El digestor URBABIO, de última generación, 2.400 metros cuadrados, un diámetro de 16,5 metros y una altura de 18 metros, tiene como objetivo una mayor eficiencia energética y el aumento de la producción de biogás

 El alcalde de Zaragoza, junto a los representantes de Urbaser y UTE Ebro, José María López y Javier García, respectivamente, han firmado una adenda al convenio suscrito por el Ayuntamiento y las partes en 2013 con la que se da un paso más en el desarrollo y mejora de las tecnologías medioambientales en la ciudad.

 

En concreto, el nuevo acuerdo permitirá la construcción e instalación del digestor denominado URBABIO, de última generación, 2.400 metros cuadrados, un diámetro de 16,5 metros y una altura de 18 metros (dimensiones similares a los actuales cuatro digestores de los que dispone el Ayuntamiento).

Esta infraestructura tiene como objetivo una mayor eficiencia energética, menores costes para el Ayuntamiento y el aumento de la producción de biogás. El digestor trabajará los residuos sólidos urbanos de Zaragoza mediante la técnica de digestión anaerobia, es decir, mediante la descomposición del material biodegradable a través de microorganismos. Se trata de una prueba a escala industrial que situará a Zaragoza en la vanguardia de los sistemas de gestión de residuos.

Las obras no interferirán en el normal funcionamiento del complejo para el tratamiento de residuos urbanos de Zaragoza y su coste será asumido en su totalidad por Urbaser y UTE Ebro, sin repercusión alguna al Ayuntamiento. La instalación estará en funcionamiento durante toda la concesión administrativa, hasta el 18 de julio de 2031. Finalizada la misma, el digestor revertirá, como el resto del CTRUZ, al Ayuntamiento.