Ayuntamiento

El Ayuntamiento sustituirá 39 vehículos por coches eléctricos

18/03/2017.

 Se trata de la renovación de flota más ambiciosa de los últimos años, con un plan renove que afectará al 67'24% de los próximos vehículos que se adquieran

La transición se realizará en tres años, de 2017 a 2019, y forma parte del compromiso 20/20, para la reducción de emisiones de CO2

El Parque de Tracción del Servicio de Talleres y Brigadas ha realizado un estudio de los vehículos a sustituir de la flota municipal mediante un Plan plurianual renove. Dicho plan cuenta con una dotación económica de 1,5 millones de euros a ejecutar en tres ejercicios (2017, 2018 y 2019).

El Ayuntamiento adquirirá 39 vehículos eléctricos, lo que supone que el 67,24 % de las nuevas adquisiciones serán vehículos de 'emisiones cero' El cambio afectará sobre todo a los turismos y vehículos ligeros (pequeñas furgonetas de carga) y no tanto al resto de furgonetas grandes, pick up y todo terrenos, que serán cambiados por vehículos convencionales térmicos (diésel).

"Nunca se ha hecho un cambio tan drástico tanto en número de vehículos como en cambio de paradigma tecnológico", ha destacado la concejala de Medio Ambiente y Movilidad, Teresa Artigas, que también ha hecho hincapié en que "se trata de una medida ejemplarizante, que puede servir para despejar dudas entre particulares sobre la viabilidad de estos vehículos, generalizando su uso en la ciudad". Esta medida forma parte de un plan más amplio, el compromiso 20/20, para la reducción de emisiones de CO2 de cara al año 2020.

Actualmente, el plan se encuentra terminando la fase de estudio y redacción de pliegos. Se espera que la tramitación administrativa permita adquirir los primeros vehículos en la segunda mitad de 2017.

Se han elegido para su sustitución aquellos vehículos más antiguos, así como aquellos que tenían más kilometraje. En una primera asignación, los vehículos a cambiar serían los siguientes:

  • 17 Opel Corsa
  • 13 Opel Combo
  • 1 Furgoneta abierta
  • 8 Mercedes Vito
  • 4 Nissan Terrano
  • 3 Mercedes Sprinter
  • 4 Opel Vectra
  • 4 Opel Astra
  • 1 Land Rover
  • 2 Nissan Navara
  • 1 Peugeot

La importancia de la reducción de emisiones

La reducción de gases contaminantes a la atmósfera es una prioridad política para el Gobierno de Zaragoza en aras de la mejora de la salud pública. En concreto, la reducción de vehículos diésel reducirá, entre otros elementos, las emisiones de NOx (óxidos de nitrógeno). Desde la Agencia de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Zaragoza se calcula que un vehículo diésel que recorra 1.000 km al mes emitirá 80 gramos de NOx . En función del kilometraje de cada vehículo la reducción será mayor o menor, entendiendo que los vehículos eléctricos son de emisiones cero.

En la atmósfera, los óxidos de nitrógeno pueden contribuir a la formación de ozono fotoquímico (smog o niebla contaminante) y tener consecuencias para la salud. También contribuye al calentamiento global y puede provocar lluvia ácida. En el ambiente exterior, el óxido nítrico (NO) emitido por los automóviles se combina con el oxígeno presente en la atmósfera por la acción de la luz solar, produciendo dióxido de nitrógeno (NO2), que es uno de los mayores contaminantes del aire, y otros NOx.